Bienvenidos a la Campaña “La Isla Olvidada” de D&D 5E

INTRODUCCIÓN AL MUNDO

El mundo en que se encuentran, es un sector olvidado, casi desconocido por la mayoría, que ha sufrido las grandes guerras en este ultimo tiempo como todos los demás, luego de 400 años de guerra, tanto raciales, como de intereses políticos o territoriales, llega en la zona, una etapa de tranquilidad bélica, con la posibilidad de una reconstrucción de ciudades y consolidación de estados y poderes. Las milicias están disueltas y se necesita un arduo trabajo para encaminarlas en favor del bien común. Los solitarios tratan de sobrevivir, y muchas veces uniendose a bandas de ladrones, que en realidad son gente que no piensa en grande y solo vive el día a día, de la mejor manera posible, quizás a un costo demasiado grande, que es su vida. El desafío de los gobernantes de las ciudades será unificar y pacificar la zona. Las disputas de poder político son algo de todos los días, pues nadie tiene el poder tan consolidado como para mantenerlo para siempre. Las negociaciones con organiza-ciones ajenas a la aristocracia, son agua corriente, ya que sin su apoyo, la estabilidad de los poblados se derrumba.

LA RELIGIÓN

La religión esta una importante decadencia. Las continuas guerras y la poca influencia de los dioses en las mismas, salvo casos particulares, ha conseguido que los devotos disminuyan drásticamente. En la zona no existen de momento templos de dioses, y los que existen están en ruinas. Esto no quiere decir que no estén presentes, ya que si se ha visto ayuda divina de angeles en algunos sectores y a ellos se les atribuye la causa de la prosperidad en la diferentes puntos. Si bien estos angeles tratan de no interferir directamente, son una gran ayuda para aquellos quienes necesitan creer en que un poder divino superior los guía y los acompaña. Los angeles son enviados por su dios, y llevan a cabo lo que este les pide que realicen, que puede ser tanto la pacificación de una ciudad en particular como el destierro de algún mal que esta desestabilizando la zona. Algunos de los angeles que se han visto son: ZACHRIEL, el ángel de la memoria, GADREEL, el ángel de la guerra y TAMIEL, ángel de lo invisible, paradogicamente.

LOS PERSONAJES DENTRO DE LA CAMPAÑA

Los personajes dentro de la campaña son como siempre las estrellas de todo conflicto, tanto bélico como político, sus acciones inclinarán la balanza el propio mundo que ellos viven, y sus decisiones los afectarán a lo largo de todo el viaje. Se considerará que los personajes son neutral bueno en el inicio, y esto irá cambiando según las actitudes de los mismos para con el grupo y el mundo en sí.

EL PODER DENTRO DE LA CAMPAÑA

Los poderosos son aquellas personas que tienen un pequeño ejercito que los sigue, o una orden, o una muchedumbre de gente que los apoya y trabaja para que se mantengan en el poder.
En el caso de las ciudades no existen líderes sin que su pueblo, los apoye, es decir las ciudades están de acuerdo con los líderes que poseen, salvo en casos especiales y regiones particulares.
Y obviamente un puñado de seguidores mas afines a la guerra y a la magia, que mantengan esa figura de líder intacta. Ya que la lucha por el poder es muy grande, no hay líder o gobernante que no este amenazado por agentes externos que se desvivan por destronarlo.

LA MAGIA

La magia es una fuerza imparable que logra cosas imposibles y no esta exenta en la campaña, muchos conflictos se han solucionado a través de este medio, incluso se han evitado guerras y muertes gracias a algún mago o hechicero que tuvo el poder suficiente como para calmar las aguas de una turba de manifestantes, de un ejercito o que incluso pudo convencer a una persona poderosa política o militarmente de que cosas peores sucedieran.

LA MILICIA

La milicia, esta dispersa, luego de tantos conflictos ejércitos que una vez estuvieron luchando por una causa en común se encuentran divididos hoy en día, incluso con causas diferentes. Aun así hay muchos soldados en el sector que estén esperando a que las cosas se encaminen y vuelvan a ser como antes.